Estudiar en el extranjero es una decisión inteligente

Estudiar en el extranjero es una decisión inteligente

By on Nov 22, 2012 in 2012 |

Es cierto que estudiar en una universidad extranjera puede ser muy caro, y en esta época de altibajos financieros, tomar la decisión de salir del país puede ser una idea tomada de los cabellos.

A menudo los estudiantes se preguntan si el sacrificio monetario se verá recompensado. La respuesta definitivamente es: Sí. Pero para eso, debes mirar hacia el futuro.

Cuando la economía de los países se ve afectada, la competencia por la mano de obra se incrementa y los empleadores buscan empleados con las mejores credenciales y currícula, y tener un diploma de una universidad extranjera (con una carrera en inglés) puede darte una inmensa ventaja. Este diploma, sumado a la experiencia cultural, puede fácilmente convertirte en un candidato altamente calificado. De hecho, mientras más globalizadas se vuelven las grandes corporaciones, más importante es para ellas este tipo de experiencia en los candidatos para un puesto en su organización.

El impacto de estudiar en el extranjero puede ser contundente, y la prueba está en los siguientes hechos:

1. Un estudio realizado por los últimos 50 años entre 3.400 estudiantes demuestra que estudiar en el extranjero por lo general se convierte en un hito en la vida de una persona y continúa impactando su vida muchos años después de haber terminado sus estudios.

  • 82% de los estudiantes dijeron que habían adquirido habilidades que influyeron grandemente en sus carreras profesionales.
  • 70% expresó que la experiencia les despertó un interés en una dirección profesional que luego prosiguieron luego de la experiencia.

Y el efecto sobre la carrera profesional puede ser igualmente fuerte:

Un estudio realizado por el gobierno sectorial de Queensland – Australia, muestra lo siguiente:

  • Un 61% de empleadores expresó que una experiencia de estudios en el extranjero es una ventaja en la hoja de vida de un profesional.
  • 72% de los empleadores sintieron que un segundo lenguaje hace que el candidato sea un prospecto mucho más interesante.

La cuestión financiera

Todos estos datos estadísticos suenan atractivos y convencen a cualquiera de los beneficios de estudiar en una universidad extranjera, pero aún está el problema de conseguir dinero para pagar esos estudios. Muchos estudiantes se desaniman y se rinden, pero el costo financiero de estudiar en una buena universidad no tiene por qué ser tan alto.

Hay universidades que ofrecen una educación de alta calidad, por menos dinero de lo que la gente piensa. Además, existen varias maneras de compensar los costos, ya sea con consejería financiera y/o becas.

Cientos de miles de estudiantes estudiarán en el extranjero este año, pero con un poco de sabiduría financiera, una excelente preparación para rendir el TOEFL iBT, tú puedes ser uno de ellos.